El Mesón de Pirque: POSTRE CON CENTRO DE LAVA DE CHOCOLATE (BASADA EN LCB)

Por Constanza Von Marees.-

La receta para este mes es un muy rico postre que es tan fácil de hacer que mi hija de 11 años lo prepara
sola. Además se puede guardar congelado, lo cual es ideal para hacer invitaciones y no estar preocupándose hasta del postre. También está ideal para aprovechar todos esos huevitos de chocolate que tuvimos que esconderle a los niños, por que habían recibido, y comido, demasiados para la pascua recién pasada (¡espero que no se los hayan comido uds.!). En todo caso, eso es una opción, a mi me gusta más bien de chocolate amargo, pero como les digo, de leche funciona también.

postre-chocolateLo más entretenido de este postre es el centro líquido de chocolate, que no es chocolate derretido, si no, un poco de masa apenas cocida, que queda líquida al centro por estar el postre congelado (o refrigerado) lo que permite que el postre esté cocido por fuera y casi crudo por dentro. De todos modos, no se preocupen por comer masa cruda, no esta cruda, ya que la cantidad de harina que lleva es mínima, y con el tiempo de cocción alcanza a cocerse perfectamente bien. Es el chocolate y la mantequilla de la receta las que no alcanzan a cuajar, y que se liquidan al estar calientes. Demás está decir, que este postre se sirve caliente con helado, y con berries también queda muy bueno, como esta presentado esta vez.

Un detalle importante de la receta es el horno. Lo ideal es conocerlo bien, y que la bandeja donde coloquen
los moldes, ya sea individuales o de muffin, no tenga rebordes. Yo casi pago con sangre este error, cuando di mi examen en Le Cordon Bleu, y no me resultaba el postre, hasta que un alma caritativa me dijo cual era mi error: usar una bandeja con reborde en vez de una plana. Quién diría que semejante detalle era importante, pero lo era: la base no se cocinaba a la misma velocidad que el resto, y se despegaba de la otra mitad al desmoldar. Si su bandeja de horno tiene esta práctica forma que evita los rebalses, simplemente de la vuelta, y coloque el molde encima. Mi preferencia es el de muffins, ya que son antiadherente, y las porciones no son tan grandes, ya que tiende a ser un poco empalagoso, excepto para aquellos que somos adictos al chocolate, y nos cuesta parar en uno…

Deja un comentario